Administraciones públicas

Las personas que ocupan un puesto como autoridad o personal al servicio de las administraciones públicas asumen a título personal las responsabilidades legales que se derivan del ejercicio de su cargo.

Tanto a los funcionarios o empleados públicos como a los cargos electos y políticos les puede ser reclamada indemnización de daños y perjuicios por parte de ciudadanos o entidades, por la propia administración o incluso por compañeros. En ese caso no sólo tendrán que hacer frente a los gastos de defensa, investigación y asistencia jurídica sino que en ocasiones también deberán incurrir en costes adicionales de profesionales de la comunicación para mitigar o reparar el daño a su imagen, como en el caso de ser objeto de una reclamación en su contra que alegue “mobbing” o discriminación laboral.

Nuestra póliza de seguro de responsabilidad de autoridades y personal al servicio de las administraciones públicas se ha diseñado para ayudarte ante estas situaciones de riesgo, proporcionándote una protección financiera, asistencia legal especializada y una cobertura de gastos de consultoría de comunicación para mitigar el daño a tu reputación.

¿Estás interesado? Contacta con nosotros